¿Ganar, perder o no intentar?

Mark as spam misclassified duplicated expired offensive

PSICOLOGIA Published date: Abril 3, 2019
  • País: España

Vamos a comenzar con un mensaje que nos ayude a reforzar nuestras capacidades para hacer todo lo que queremos o deseamos hacer, sabiendo que lo único que nos detiene somos nosotros mismos y nuestros temores: Mientras el miedo es el padre de todos los muros, la confianza es la madre de todos los puentes.


Quién no arriesga no gana; sin embargo, también hay quién dice que tampoco pierde.


Quizás, para algunos, lo mejor es permanecer en la zona de confort, mantenerse donde está, sin mover ficha, en las medianías y, de esta manera, optar por no ganar y no perder; pero para otros, la vida no tendría emociones, ni sentido si no se apuesta por los sueños o los deseos; metas y objetivos que, por difíciles o complicados que nos parezcan, prefieren tomar acción para conseguirlos, con esperanza de cumplirlos y sin miedo o temor a no alcanzarlos. Además ¿no creen que perder es más apropiado para los que, simplemente, no lo intentan?


Las metas en la vida de cada uno son tan diversas como habitantes hay en el planeta. Así que no vamos a centrarnos en un objetivo o sueño o deseo, sino que vamos a referirnos más bien a todos y a ninguno en concreto.


Lo único importante no es como ir a por una meta determinada, específica; lo esencial es saber, tener la certeza de que sea lo que sea lo que ansiemos alcanzar, lo podemos tener en nuestra vida personal o profesional; no importan las dificultades, los obstáculos, porque gracias a ellos aprendemos y nos hacemos más fuertes.


Además, en el fondo, a todos nos atrae más todo aquello que lleva aparejado algún contratiempo o dificultad; por el contrario, lo extremadamente sencillo de lograr, no nos atrae lo suficiente, y si nos atrae, dura el instante que hay desde que lo queremos hasta que lo tenemos.


Una carrera de obstáculos no tiene porqué ser deprimente o estresante, vamos a verlo más bien como un aliciente, un impulso para seguir adelante y valorar nuestra capacidad y nuestra fortaleza.


Después de todo lo dicho, lo que toca es ponernos en marcha, tomar acción. Supongamos que nuestra complicación es la de no disponer de tiempo, más bien se diría que disponemos de muchas excusas que nos sirven para reforzar, ante todos y ante nosotros mismos, que no es porque no seamos capaces de emprender algo, sea lo que sea, sino porque el tiempo no nos lo permite.


Ahora supongamos que es el dinero; una gran mayoría de la población llega con esfuerzo a final de mes, y pocos son los que pueden permitirse ahorrar; pero, la falta de capital para emprender un proyecto profesional, no debería detenernos; es como el pez que se muerde la cola, no invierto porque no tengo dinero ahorrado y así seguiré el resto de mi vida, porque si no provoco el cambio, no habrá cambio.


Para todo hay una salida, una solución, en este caso, podemos solicitar unos minicréditos rápidos online e invertir ese pequeño capital en nuestro proyecto. Es más, incluso si por avatares de la vida, ya lo intentamos en otra ocasión, salió mal y aparecemos en lista de morosos, también hay prestamistas que aceptan préstamos con asnef; en el pasado no salió bien, pero lo intentamos y, esta vez,  no tiene porqué ser igual, de los errores se aprende. 


La cuestión es intentar y volver a intentar, tenemos tiempo, tenemos voluntad y tenemos dinero, gracias a unos préstamos online que conseguimos para invertir en ese proyecto en el que vamos a poner el alma para que salga adelante. Unos préstamos rápidos que nos abren las puertas que otros cierran. Una solicitud, una respuesta y una aprobación; es todo lo que necesitamos para comenzar a emprender nuestro objetivo. Buena suerte.


Vote
Result 0 votes

Información útil

  • Evita fraudes pagando con PayPal
  • No pagues nunca con Western Union, Moneygram u otros servicios de pago anónimos.
  • No compres ni vendas fuera de tu país. No aceptes cheques de fuera de tu país
  • Este sitio no está involucrado en la transacción y no gestiona los pagos, ni las entregas, ni las garantías, ni provee de servicios de depósito, ni ofrece "protección al comprador" o "certificación del vendedor"